La Administración Pública

  • Hoy en día, la Administración Pública se enfrenta a muchos retos que deben asegurar la calidad de los servicios que brinda así como una inserción en Europa que cubra los aspectos más complejos y los mayores dificultades que se plantean.

  • Los servicios al ciudadano, el cuidado del medioambiente, la eficiencia energética y otros factores ligados al bienestar, la inclusión social y desarrollo sostenible son importantes para los ayuntamientos y las ciudades.
  • Las convocatorias de fondos Europeos exigen una compleja acción conjunta entre muchos actores internacionales, así como una mayor coordinación entre la ciudadanía y los gestores públicos para la toma de decisiones sobre la prioridad inversiones en sostenibilidad e innovación.

¿Cómo podemos ayudar a la Administración?

Las ayudas más interesantes para un ayuntamiento como, entre otras, los programas EDUSI, URBACT, UIA, son complejas y requieren un esfuerzo extra por parte del personal administrativo: tenemos experiencia y conocimiento para apoyar a las instituciones desde el primer momento ofreciendo soporte especializado e, incluso, formación, desde el comienzo hasta el final del proyecto.
Una vez conseguidos los fondos y comenzado el proyecto, es importante mantener el control sobre la gestión y sobre la metodología a llevar a cabo: actualmente contamos con una extensa red de contactos y colaboradores que son de gran ayuda para poder desarrollar los proyectos de forma exitosa y eficaz. También prestamos soporte constante, para la coordinación y difusión del proyecto, incluyendo la organización de reuniones, emisión de informes técnicos y la gestión administrativa y otros procesos burocráticos, incluida la traducción de documentos si procede.
La Administración Pública necesita apoyo en la investigación de buenas prácticas para poner en marcha sus objetivos a nivel europeo: también es conveniente observar qué estrategias han mostrado mejores resultados y mayor eficiencia. Por otro lado, Europa demanda que las Administraciones promuevan procesos para impulsar la participación más activa de la ciudadanía, animándola a tomar un rol decisorio y asumir un mayor protagonismo. Somos capaces de transferir experiencias y diseñar e implementar procesos de participación ciudadana, así como de evaluarlos, dentro del programa financiador.